COMO Y DONDE PODEIS COMPRAR MIS LIBROS

jueves, 15 de septiembre de 2011

UNO DE LOS NUESTROS




Hoy una persona se ha arrojado al metro... Quejas de los ciudadanos por tamaño despropósito, comentarios crueles, sarcásticos y despiadados...  una nota de prensa y las mangueras del olvido borraran su sangre de los afilados raíles. ¡Cuánto sufrimiento habrá estallado en su cuerpo segado por las redondas guadañas! ¡cuánto miedo habrá tenido que vencer la desesperación antes de dar el último empujón a su vida!.
En esta matriz en que nos han injertado, todos tenemos una celda donde trabajar, procrear y morir, es el destino programado por El Gran hermano, pero a veces ni siquiera podemos consumirnos en paz, muchas veces el sanedrín nos arroja al vacio donde reina el llanto y crujir de dientes, donde no hay más luz que la de nuestros ojos apagados.
 Váganos por las tinieblas sorteando fantasmas, fantasmas mudos sin rostro y sin historia que flotan en el limbo de los nadie, personajes en busca de autor que recitan sus papeles en voz alta sin hallar su público. Los encontramos en la cola del paro, en los albergues, dormitando en los  parques, y un día desaparecen sin dejar rastro.
El hombre que ha saltado esta mañana, me ha dejado un rastro nauseabundo, un rastro de sangrante indiferencia en la conciencia ciudadana, de conformismo ante la tragedia. Era un don nadie, era una persona que un día tuvo ilusiones, tuvo una novia, tuvo una familia, era un hombre que fue arrojado por la borda y nadie le tendió una mano, era un cero a la izquierda, era uno de los nuestros.   
JUANMAROMO
Publicar un comentario