COMO Y DONDE PODEIS COMPRAR MIS LIBROS

miércoles, 18 de marzo de 2015

NO HAY ENFERMEDADES INCURABLES SI NO ENFERMOS MALTRATADOS


Hace años que existe una controversia entre los que dicen haberse curado de Fibromialgia y los que aseguran que esta enfermedad es incurable, es un enfrentamiento en el que a veces se llega al insulto y a la descalificación de los que aseguran haberse recuperado por parte de los que aseveran que la curación es totalmente imposible.
En cualquier enfermedad hay grados, hay pacientes que se han curado de cáncer, de sida y de Ébola, como también hubo gente que se recuperó de la peste. El organismo tiene unos medios de defensa muy superiores a todo los fármacos con los que pretendemos ayudarle y que mucha veces lo único que consiguen es destruir el sistema inmunológico , la mejor medicina es una buena alimentación, aire puro y tranquilidad y reposo para el cuerpo y el espíritu.
Lo que está claramente demostrado es que la medicina industrial no solo no cura la fibromialgia si no que provoca la destrucción del aparato digestivo (hígado, riñón e intestino) y del sistema nervioso, sobre todo el cerebro, la medicación masiva de los enfermos es una forma de eugenesia que debería estar perseguida por la ley, con una sanidad vendida a las multinacionales de la farmafia, ya no podemos esperar nada por esta vía.
La mal llamada medina alternativa, es una filosofía medica y vital que consiste en favorecer las defensas naturales y aislar al enfermo de los ataque externos de tóxicos y venenos, suministrar los oligoelementos y minerales necesarios para que el organismo pueda reconstruir sus defensas, ayudarle a base de suprimir el estrés y favorecer la recuperación con tratamientos no invasivos, como el Reiki, la acupuntura o la fisioterapia.
Conozco de primera mano pacientes que siguiendo este método se han recuperado drásticamente, han mejorado su calidad de vida y han podido reintegrarse a una sociedad que los tenia marginados, pero no conozco a ningún enfermo que mediante la medicina química no esté cada vez más enfermo y se vea desahuciado por los que dicen ser sus médicos.
La fibromialgia puede controlarse y combatirse de una manera racional, el problema es puramente económico, si los miles de millones que la sanidad publica invierte en pagar a los grandes laboratorios unos tratamientos que solo sirven para empeorar a los enfermos, los invirtiera en investigar y financiar la medicina natural, muchos de los pacientes que están sumidos en la desesperación y la degradación, habrían empezado a ver la luz, pero mientras estos tratamientos estén tan solo al alcance de quien pueda costearlos el futuro de los enfermos será cada vez más negro.
No hay enfermedades incurables, hay enfermos mal diagnosticados, mal atendidos y sencillamente, envenenados por sus propios médicos, en todos los estados de la vida hay clases sociales y niveles culturales, pero cuando estos se hacen mas dolorosos son en el caso de la enfermedades de largo desarrollo, toda enfermedad puede vencerse, pero jamás se logrará envenenando al paciente.
JUANMAROMO
Publicar un comentario